Necesidades especiales de traslado

INFOSEVI tiene el compromiso y el objetivo de involucrarse e incorporar cada vez más la educación vial inclusiva.

¿Cómo? Partiendo de la base que es mejor incluir que integrar, queremos compartir una educación vial que no esté centrada en darle herramientas a los niños con necesidades especiales para que puedan desplazarse mejor en el medio donde viven, sino compartir con los demás niños, conocimiento acerca de las dificultades y desafíos que otros niños deben superar y trascender día tras día para poder hacer uso de la vía pública al igual que ellos.

Que un niño tenga necesidad especial de traslado, significa que posee alguna característica (física o psíquica) temporal o permanente que lo impide desplazarse de manera convencional, tanto a pie como en automóvil o en bicicleta.

¿Cuáles son los niños con necesidades especiales de traslado?

Las necesidades especiales pueden ser de muchos tipos:

a) Físicas temporales, o a corto plazo

b) Físicas permanentes, o crónicas

c) Psíquicas o emocionales

d) Relacionadas con problemas de desarrollo o de aprendizaje

e) Niños con retos especiales de conducta/comportamiento

A continuación, detallaremos una lista de algunas condiciones que requieren atención especial:

1)            Niños con parálisis cerebral

2)            Niños con espina bífida y otras lesiones medulares espinales

3)            Niños con osteogénesis imperfecta (niños de cristal)

4)            Niños con enfermedades musculares

5)            Niños con reumatismo

6)            Niños con problemas auditivos

7)            Niños con problemas de visión

8)            Niños con autismo y otras discapacidades neuropsicológicas

9)            Niños con yeso de espica

10)         Niños que necesariamente deben viajar acostados

11)         Niños que requieren de equipamiento médico de gran porte o elevada masa.

12)         Niños con problemas en articulaciones (Artrogriposis Múltiple Congénita)

13)         Niños con atrofia muscular espinal (AME)

14)         Niños con traqueostomía

En lo que respecta a los sistemas de retención infantil, no hay según nuestro conocimiento en Uruguay ni en Latino América, importadores que cuenten con sistemas de retención infantil para necesidades especiales. Cada necesidad especial es muy diferente y siempre, antes que nada, debe ser tratada y consultada con el médico especialista. Estados Unidos de América, Canadá y Europa cuentan con fabricantes especializados que realizan las sillas para cada caso y en muchas ocasiones, se han importado dispositivos desde estos países, pero las importaciones son específicas y unitarias.

Actualmente en nuestro país se debe ver caso a caso si es posible con un SRI convencional cubrir las necesidades del traslado.

DERECHOS DE LOS NIÑOS CON DISCAPACIDAD

Existe un protocolo facultativo sobre los derechos de las personas con discapacidad, elaborado por la Convención de Naciones Unidas, que comenzó a regir el 3 de mayo de 2008. El propósito es asegurar que todas las personas con discapacidad gocen plenamente y en condiciones de igualdad de todos los derechos humanos.

La convención establece que los Estados garantizarán el goce de las personas con discapacidad, en igualdad de condiciones con las demás, de su derecho inherente a la vida (artículo 10), la igualdad de derechos y, de modo específico, la protección de las niñas y los niños con discapacidad (artículos 6 y 7).

En relación con los niños mental o físicamente impedidos, el artículo 23 de la convención indica que “deberán disfrutar de una vida plena y decente en condiciones que aseguren su dignidad, le permitan llegar a valerse por sí mismo y faciliten la participación activa del niño en la comunidad”. La convención también indica que “los Estados parte reconocen el derecho del niño impedido a recibir cuidados especiales y alentarán y asegurarán, con sujeción a los recursos disponibles, al niño y a los responsables de su cuidado la asistencia que se necesite y que sea adecuada al estado del niño y a las circunstancias de sus padres o de otras personas que cuiden de él”.

Estamos convencidos que, si nuestros niños obtienen conocimiento e información relacionada con estos aspectos, podrán responsabilizarse y emprender acción en las próximas décadas, sobre aspectos que han sido postergados y olvidados por nosotros los adultos; y puede que no alcancemos a apreciar los resultados, pero nos estaremos asegurando de dejar un legado a las nuevas generaciones, conformadas por individuos dotados de valores imprescindibles para formar parte de una sociedad más inclusiva, justa y solidaria.

Compartir artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Abrir chat